EL EMISARIO SUBMARINO DE CALLE ÉCIJA NO SOLUCIONA LOS VERTIDOS DE RESIDUOS AL MAR

EQUO Verdes exige se cumpla la Directiva Marco del Agua Europea y la de Depuración de Aguas Residuales Urbanas. 

El coste es desproporcionado para los supuestos beneficios, un parche de 5,2 millones de euros pagados entre todos, no por Aqualia.

EQUO Verdes no ha recibido con tanta alegría como el equipo de gobierno, el anuncio del inicio del expediente de adjudicación de la primera fase de las obras de construcción del emisario submarino de calle Écija.

Desde hace 9 años hemos hecho público que la construcción de un tubo de 245 metros para que salgan al mar los vertidos desde calle Écija, no es la solución a la contaminación del océano, destruirá la biodiversidad de la zona del fondo marino donde se encuentre la arqueta de salida, y buena parte de lo vertido al mar regresará a la playa con el oleaje y mareas, dado que la arqueta de desbaste propuesta en calle Écija actuará de filtro para residuos sólidos mayores de 10 cm, por lo que plásticos, latas, o cualquier objeto de menor tamaño, y los residuos químicos de los productos de limpieza y saneamiento en viviendas o evacuados a través del alcantarillado y de las tuberías de fecales no disgregadas de las pluviales, seguirán vertiéndose directamente en el mar.

Otra razón de peso para no estar de acuerdo con este parche es la financiación del mismo, dado que los 2 millones previstos inicialmente en el proyecto para esta primera fase, que según el anuncio realizado por el gobierno municipal se han visto incrementados en 100.000 euros más, provienen en parte de la prórroga en la concesión a Aqualia, por la gestión privada de un bien esencial para la vida como es el agua.

Aqualia, según acuerdo del gobierno anterior de PSOE-IU, adelantaría en 2016 los 1,8 millones de euros que recaudaría posteriormente de las facturas al cobro que pagamos todas las personas, para que el Ayuntamiento tuviera liquidez necesaria en tesorería para iniciar la ejecución de las obras ese mismo año. A cambio se le prorrogaba la concesión de la gestión del servicio de abastecimiento de agua hasta marzo 2020.

Es palmario pues, que el anuncio a finales de mayo de 2020 del inicio de un expediente de adjudicación de unas obras que tienen previsto 8 meses de duración, nunca puede ser motivo de alegría, dado que en el mejor de los casos, hasta el segundo trimestre de 2021 no estaría finalizada esta primera fase del proyecto.

Queda demostrado primero, que Aqualia no ha puesto un euro de los 1,8 millones de euros, segundo, que sigue con la gestión privada del agua en Rota obteniendo beneficios económicos, tercero, que el dinero lo hemos pagado de nuestros bolsillos en la factura de agua, y cuarto, que la primera fase de la obra prevista para 2016, acabará en 2021.

De las siguientes tres fases del proyecto, que en un principio deberían suponer según se indicaba en 2016, otros 3,2 millones de euros si no aumenta de nuevo el coste como en esta primera fase, aún no se sabe nada, ni de su financiación ni licitación, ni ejecución, y mucho nos tememos desde EQUO Verdes con el actual ejemplo, que pase una década antes de que finalice el proyecto completo en sus cuatro fases, y por tanto, que Aqualia siga gestionando el abastecimiento de agua a través de nuevos contratos que se defenderán como la única salida viable para Rota, cuando ya sabemos por muchos municipios cercanos y lejanos, que la gestión del ciclo integral del agua en manos públicas, es mucho más económico para las familias, más justo social y ambientalmente, y más barato para el Ayuntamiento que lo gestiona.

Además EQUO Verdes no sale de su asombro al escuchar las palabras que sobre este asunto realiza el Partido Popular, en primer lugar porque en sus años de gobierno junto a Roteños Unidos, ninguna de ambas formaciones movió un dedo para solucionar el problema.

En segundo porque se atribuyen el mérito del inicio del expediente de contratación de esta primera fase a sus propios escritos de reclamación en registro, de ser así, hace años lo deberían haber resuelto. Más bien pensamos, en la misma línea de la respuesta del alcalde, que los trámites burocráticos en la administración a veces son desesperantes, lo sabemos bien desde EQUO Verdes, gobierno en Puerto Real en la anterior legislatura, e imaginamos por tanto que el Partido Popular, que ha gobernado lustros la ciudad, es amplio conocedor de estas dilaciones administrativas.

Y en tercero, porque ponen de manifiesto su alegría por evitar con esta obra los malos olores y la mala imagen de los vertidos de fecales a la playa. Sin ningún rubor admiten lo poco que les importa que se viertan residuos 200 m. mar adentro, y se siga contaminando nuestro litoral.

Después de ver el enorme cambio legislativo que desde la Junta de Andalucía están realizando junto a Ciudadanos y con apoyo de Vox, desregulando cualquier protección medio ambiental, en una especie de “todo vale” mientras produzca beneficios económicos, se demuestra que no hemos aprendido nada de la pandemia, ni de su origen ni de sus consecuencias, y que estos tres partidos repetirán los mismos errores que nos han traído hasta aquí los anteriores gobiernos socialistas en la Junta.

Para finalizar, EQUO Verdes vuelve a solicitar se cumplan la Directiva Marco del Agua y la de Depuración de Aguas Residuales Urbanas, leyes europea que entraron en vigor en el año 2000 y 1991 respectivamente, que fueron transpuestas al ordenamiento jurídico español hace lustros, y que establecían la fecha de 2015 para que todas las aguas residuales fuesen depuradas al 100% antes de ser vertidas al mar, ríos, arroyos o efluentes, para lo que fueron dotadas con más de 11000 millones de euros provenientes del estado y de los fondos Europeos de las Comunidades Autónomas, además de los cánones de depuración de aguas que se han venido aportando por la ciudadanía en sus recibos, tanto el canon municipal como el autonómico, dineros que por la realidad vista en estas décadas transcurridas, no ha servido para cumplir las normativas de la gestión del ciclo integral del agua.

Más info en Rota al Día

 

 

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *